Sandwich de chucrut

Con queso fundido, el pan de Anders y chucrut jurásico.

BjChucrutSandwichBjChucrutSandwich2

Casi cárnico.

Otro de esos increíbles botes que aparecen por aquí. El cristal estaba tan viejo y sucio que no se veía casi el contenido. Le pregunté a Karin cuándo había preparado aquel de chucrut. Me miró y dijo “¿en los años noventa?” El chucrut estaba suave, dulzón, con las hebras que se deshacían casi sin masticar. Las bacterias hacen magia.

Esta entrada fue publicada en Sin más, Vida fermentada. Ir al permalink. Publicar un comentario o dejar un trackback: URL del Trackback.

4 respuestas a “Sandwich de chucrut”

  1. deivid dice:

    iban, tú te has ido al norte o te has colado en alguna peli de tim burton? porque tanto descubrimiento de tarros y botes en alacenas decimonónicas me tiene turulato, joder, qué envidia… me da la sensación de que en cualquier momento te vas a cruzar con sleepy hollow en el granero! salud y viva rusia!

  2. cecília dice:

    Digo yo ¿ aparecen los botes , o tu vas a la caza y captura ?
    Pobre gente les vas a dejar la alacena vacía.

  3. Ibán dice:

    No, no, es Karin que aparece un día con un bote, otro con otro… un flipe. El tema es que la granja es muy grande, tiene muchos graneros y despensas; además viene a trabajar mucha gente, que hace cosillas (como por ejemplo fermentados), y deja a veces las cosas en sitios raro… así que es como una caja de sorpresas. Otro día pongo una fotito de los tarros de fermentación y de otros rinconcitos :)

  4. Eloy dice:

    Que color tan bonito tiene ese chucrut eso si es un gran reserva!!!

    Creo que voy decirles a las fieras de casa que me escondan dos botes de chucrut así los encontraré dentro de unos años, es que sinó me los zampo :)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *