Camara de fermentación

Con la lucecita del horno encendida (y el horno apagado) puedo subir la temperatura por encima de los 20 grados.

Mi cámara de fermentación

Así puedo forzar la fermentación si tengo prisa o necesito que el pan esté listo para una hora en especial. El cristal del horno es multiple, los de casa no.

Esta entrada fue publicada en Pan. Ir al permalink. Los trackbacks están cerrados pero puedes publicar un comentario.

10 Comentarios

  1. Publicado 11 diciembre 2008 en 13:12 | Permalink

    Ai Ibán, como me gustan los truquillos ;)
    Un abrazo

  2. Publicado 11 diciembre 2008 en 14:42 | Permalink

    Jejejeje… algo así hice yo la semana pasada para acelerar la fermentación de un pan que se había quedado atontao de la rasca que hace y lo necesitaba hornear en el mismo día… aix, las prisas, las prisas…

  3. Publicado 12 diciembre 2008 en 11:32 | Permalink

    Veo que el que no corre, vuela. Si algún día tengo prisas o creo que la baja temperatura impedirá que suba una masa y, coincide que tengo la secadora en marcha, acerco los banetones a la secadora que, al ser de condensación, hace que la temperatura de la habitación aumente y además es un calor húmedo. A veces hay que echar mano de cualquier cosa…

  4. David
    Publicado 12 diciembre 2008 en 13:15 | Permalink

    Hablando de truquetes para acelerar la fermentación, Peter Reinhart propone uno en “el aprendiz de panadero”, bastante curioso, utilizando el lavavajillas: La idea es hacer un lavado sin jabón y cuando termine introducir los cuencos de fermentación con el pan, ya que dentro se crea un espacio húmedo y a unos 40º. Yo personalmente no lo he probado, pero será cuestión de atreverse un día…

  5. marikeles
    Publicado 25 diciembre 2008 en 17:49 | Permalink

    Hooola… yo también utilizo ese truki, es más, a veces precaliento el horno mientras amaso, a 50 grados unos minutos y luego lo apago antes de meter la masa. Lo que sí suelo hacer es poner un paño húmedo por encima para mantener la humedad.
    Saludos!

  6. Publicado 26 diciembre 2008 en 23:46 | Permalink

    Hola Ibán, yo tambien utilizo este truco, pero mi masa sube tanto y se queda tan esponjosa que cuando la intento tensar, girandola siguiendo tus indicaciones, me es imposible de manejar; se queda muy “líquida”, no puedo. La hogaza se desparrama en la placa del horno y no acaba de subir como las tuyas. Me pasa más cuando la medida de la hogaza es una de masa madre y dos de harina de fuerza. ¿Podrias, por favor, decirme como solucionar esto? En Marzo me he inscrito en un curso de pan en La cocina de Babet, pero falta demasiado tiempo y cada semana me pasa esto con la hogaza. Porfa, si puedes y me contestas te quedaria agradecidísima. Hasta que nos encontremos en un curso, grácias por todo, xao.

  7. Publicado 27 diciembre 2008 en 17:40 | Permalink

    Hola, ¿qué tal? Ah! Bon Nadal!el el comentario anterior se me pasó felicitarte las vacaciones de navidad, pero ahora empiezo por ahí.En fín, las presiones de hacer pan me puede. Queria llevar a la comida familiar mi aprendizaje panero en forma de hogaza,pero no lo conseguí. Menos mal que llegué a llevar pan de molde de espelta(evidentemente por el molde, sino se me habria desparramado igual que la de harina de fuerza). En la comida estaba un amigo de mi hermana que tambien hace pan en casa, él queria cambiar de harinas y experimentar pero no sabia como conseguirlas. Yo le di tu dirección por si encontraba lo que buscaba. Yo, como todavia estoy aprendiendo, no quiero tirar el dinero; cuando consiga interiorizar una buena hogaza, empezaré a experimentar con harinas, mantequillas de calidad, etc..De momento estoy entusiasmada con la cocina de Babette (que lástima que no esté en Valencia. ¿Y la tienda?Me encanta! Qué placer!Tengo unas ganas de ir que se me hace la espera larguísima, enfin, he de esperar. Mientras, porfa, ¿puedo hacerte otra consulta? Cuando amaso, según Depard en tus apuntes(15-15-30) no consigo que se quede elástica.Tengo que seguir amasando como una burra( o sea, 30m ó 60 m )para conseguir la elasticidad. ¿Que pasaria si la dejara leudar sin elasticidad una hora, hacer el primer plegado; así sucesivamente hasta los dos plegados? ¿Adquiriria sola la elasticidad? No sé qué hago mal. Estoy hasta las tantas de la madrugada amasando como una loca, aparte de lo que me cuesta la masa madre que idem de idem,para luego no conseguir ni poder comermela, hala! para los perros; al principio trabajaba con harinas biológicas e integrales convencida de aprender rápido, pero acababa el pan (por llamarle benevolamente, porque en realidad eran ladrillos de pan biológico, un auténtico desplifarro!!)en los estómagos de los perros, así que, decidí practicar con harinas el Gallo, Consum…y de fuerza. Ahora he vuelto a la espelta, pero en molde. Por cierto, el hornero donde compro la harina de fuerza, me dijo que para que queria tanta de fuerza, que con la harina de fuerza no se hace el pan; yo, como tú dices que las hogazas con h. de fuerza salen mejor, pues… me hago la despistada porque no le sé dar razones. Cuando le dije un dia, que sólo pongo masa madre se extrañó tambien. Total, que ellos utilizan masa madre pero tambien levadura fresca, entre otros aditivos, claro. Pero es que, a nivel industrial funcionan de otra manera. Bueno, que rollo! si pudes aclararme las dudas muy agradecida, como siempre. Hasta otra,que et deixin el reis mags el que desitges, gràcies. xao!

  8. Predicador
    Publicado 28 diciembre 2008 en 02:49 | Permalink

    Hola. Yo también utilizo el truco de precalentar el horno a 30 – 40 grados con la masa ya con su forma. Otro truco (en meses de invierno, claro) es dejarla encima del radiador. No obstante lo del radiador lo hago más bien con el tarro de masa madre para acelerar el proceso de crecimiento, aunque eso implique saltarme uno o dos días el procedimiento de Ibán y tener que estar algo más pendiente.
    No obstante esta noche he hecho algo diferente. Antes dejaba los bollos hechos a 30 grados en el horno y cuando no me crecían más, les metía 200 grados con lo que pasaba un tiempo hasta que el horno adquiría dicha temperatura. Esta vez he dejado los bollos subiendo a 30 grados, al acabar de fermentar los he sacado y los he vuelto a meter con el horno ya a 200, pasado un cuarto de hora más o menos. La subida ha sido espectacular y en cuanto a la calidad de la miga… no hay color.
    Hacía tiempo que no me daba una vuelta por esta web. Un saludo a todos. Iban, sigue así deleitándonos con tus delicias!!

  9. Cristian Lòpez O.
    Publicado 30 agosto 2011 en 23:17 | Permalink

    Necesito Hacer una cámara de fermentación casera,no tengo los medios para comprar una. Hago pan artesanal en poca cantidad, así que no es necesario por el momento comprar una, les agradecería mucho para poder solucionar el problema del frió que es bastante por este lado en esta fecha.Soy de Santiago de Chile muchas gracias.

  10. ivan
    Publicado 13 enero 2014 en 10:38 | Permalink

    Hola:
    al hilo de este tema quería preguntar una duda. Mi horno tiene una función de descongelación con una temperatura de 30º. ¿Podría utilizarse de este forma como cámara de fermentación? Parto de la idea de que la temperatura no es real y que muy probablemente no sean 30º, sino algo menos. Pero aún así, ¿sería una buena idea? ¿Algún consejo adicional?

    Un saludo,

Publicar un comentario

Tu correo nunca es compartido ni publicado. Los campos requeridos están marcados *

*
*

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Current day month ye@r *