Sorbete de chirimoya

Prácticamente chirimoya hecha puré y pasada por la heladora. Apenas tenía azúcar (se diría que se hubiese podido omitir él azúcar).

SorbeteChirimoya

Lo más flipante es la textura que consigue la chirimoya con esa sustancia cremosa-gelatinosa-mucilaginosa que tiene; cuesta creer que se puede hacer un sorbete tan cremoso sin ningún tipo de “cosa” (goma de garrofín, agar-agar, nata, etc.). Aún así, tampoco es un helado que se vea mucho. Bueno, di que si has hecho helado en casa, alucinas (también con esto) con las cosas que venden.

Esta entrada fue publicada en Dulce. Ir al permalink. Publicar un comentario o dejar un trackback: URL del Trackback.

5 respuestas a “Sorbete de chirimoya”

  1. Ro dice:

    Nunca he hecho helados ni sorbetes. Y la chirimoya…te creas o no, no la hemos probado nunca…aún.

  2. leticia dice:

    ..en brazil las chirimoyas tienen otro nombre (q no recuerdo), son mucho mas grandes y es un sabor corriente en las heladerias, al menos en Salvador.. sniff q recuerdos me has despertado…

  3. natalia dice:

    madre de dios, qué bueno tiene que estar eso!!! me encanta las chirmoyas y los sorbetes pero ambas cosas juntas nunca las he probado! yo una vez hice uno de frambuesa con las frambuesas d el ahuertay una heladera qu eme dieron y duró una media hora..luego la heladera se rompió..:( Se me hace la boca agua…

  4. Lucía dice:

    ¡Buenísima idea, a ver si haces una nueva sección llamada “sin emulgentes, pectinas ni agar agar”! :-) Aunque aquí en Francia son carísimas y las “chérimoles” o “anones” apenas las conoce nadie, o al menos no mi frutero…

  5. sestaoarra dice:

    Eh!!! que este sorbete yo lo he hecho ya un par de veces en sorbetera casera. Se me ocurrió por mi casi adicción a esta fruta. En mi caso he llegado a pensar en echarle algunas pepitas de la chirimoya (o bien perlas de chocolate, imagina) y meterlas en cáscaras congeladas de la misma, pero esto último ya es de nota por la tendencia a la oxidación que tienen.
    Pero si, tremendo helado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *