Chucrut casero, zumo y ensalada

Por fin ha pasado un mes, primero en la cocina y luego en el patio: el chucrut está listo.

ChucrutSagunt1

Poco a poco ha ido sucediendo el milagro de la fermentación; ahora llega la hora de disfrutarlo. Ha quedado un poco saladito, pero aún así está bien bueno, ya que no sólo es ácido/avinagrado como el que viene en bote, sino que tiene toda una gama de sabores maravillosa que van desde el propio de la col hasta el un dulzor sorprendente al terminar de masticarlo.

El zumo de chucrut es otra de las razones para hacer chucrut en casa: una exquisitez secreta y deliciosa. La primera vez que lo tomé fue en casa de Babette, luego embotellado, y ahora, por fin, tengo el de estas coles catalanas.

ChucrutSagunt2ChucrutPerejil

En la foto, una ensaladita de chucrut, perejil, ajo y rábano picante (horseradish, Kren; no sé cómo esto no se comercializa por aquí, con lo rico que está y lo que le gusta a la gente el wasabi). Un chute vitamínico y cardiovascular (y descongestionante nasal, porque al rallar el rábano te puedes pones a moquear y llorar como una magdalena).

Me está haciendo un alfarero del barrio una chucrutera nueva, así que en breve pondré a hacer más chucrut.

Esta entrada fue publicada en Verde, Vida fermentada. Ir al permalink. Los trackbacks están cerrados pero puedes publicar un comentario.

3 respuestas a “Chucrut casero, zumo y ensalada”

  1. Maite dice:

    Viva el Sauerkraut! y la sopa? qué me dices de la sopa de chucrut? potente, potente… aquí se dice que es lo mejor para evitar enfriamientos y además como es diurético pues también hay una dieta depurativa para las personas que aún se creen que la operación verano es destruir el michelín… yo, a estas alturas de mi vida ando ya algo en la parra con la operación bikini. Estoy 100% convencida que el que está maciz@ está igual de buenorr@ con o sin michellín. Y si es por salud, pues más ejercicio, moderación y menos dietas milagrosas… milagros que luego, la verdad sea dicha, nunca veo… esa es la pura verdad.. que para perder un par de kilos igual funciona un mes haciendo una excursión al campo por fin de semana y hecho! y sin sacrificar los bocadillos de lomo con pimientos! hala, un par de besos como los del zumo de chucrut: ricos, nutritivos y que no engordan!

  2. Roser dice:

    Iban sube la foto de la chucrutera, cerca de casa queda un alfarero que la puede hacer, esta era una zona donde se hacian ollas y cazuelas de barro, donde el arroz al horno se horneaba exquisito, con horno de leña, en su cazuela de barro planita, redonda, aún lo puedo oler. Mi abuelo hacia canastas de mimbre, y su hermano alpargatas, cosidas a mano, se han ido perdiendo todos los oficios, ahora solo lo podemos ver en las fiestas de los pueblos, y como demostración.
    Roser

  3. Anna dice:

    El Kren suelo encontrarlo en el Corte Inglés, por donde las mostazas. Digo suelo, porque justo se me ha acabado el tarrito y llevo un par de semanas ya sin verlo :(

    En oda Italia se encuentra en tarritos, pero en mi región (Friuli Venezia Giulia) es típico, especialmente en Trieste. De hecho allí lo tienen fresco (está bien eso de haber sido parte del Imperio Austro-Hungárico) y lo rallan encima del jamón cortado a mano (jamón cocido estilo lacón, para entendernos) en lonchas gordas, entre dos piezas de pan. Una maravilla.

    El Kren además se utiliza para el Bloody Mary, cómo haré ahora si no lo encuentro más?!?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *